PLANTAS MÁGICAS

martes, 22 de julio de 2014

DIENTE DE LEÓN PLANTA MAGICA Y MEDICINAL


Su nombre común proviene del francés dent de lion, por la semejanza de sus hojas con una dentadura.
 
Esta planta era desconocida antes del siglo XVI, por lo menos ningún médico ni botánico la cita y uno de los primeros en hacerlo es Bock, diciendo de ella, en el año 1546, que es un buen diurético. En cambio, la achicoria, con la que está emparentada, ya era mencionada en el papiro de Ebers (de unos 1550 años a. C.) uno de los textos egipcios más antiguos que han llegado hasta nosotros.
 
En el siglo XVI, Pier Andrea Mattioli, un médico italiano, autor de Commentari in Sex Libros Pedacii Dioscórides, escribió:
 
“Los magos dicen que si una persona se frota a sí mismo con un diente de león será bienvenido en todas partes y obtendrá lo que desee”.
 
Asimismo, se creía que al frotar la piel con el látex del diente de león, uno se aseguraba ser bien recibido en cualquier hogar.
 
Según la astrología, el diente de león corresponde al elemento aire. Es regido por Júpiter y considerado una planta masculina. Las hierbas regidas por este planeta son alegres, benévolas, tranquilizadoras y festivas. El diente de león también se encuentra bajo el dominio del sol, que es el que gobierna las plantas de color brillante. En la medicina ayurvédica, sin embargo, el diente de león se rige por Saturno, que gobierna las hierbas frías, amargas y desintoxicantes.
 
 

Read more...

FÓRMULA MAGISTRAL PARA EL COLESTEROL


El colesterol es un compuesto necesario para cualquier organismo animal (los vegetales no poseen colesterol). El cuerpo humano lo fabrica, principalmente en el hígado, pero también lo obtiene de la ingestión de diversos alimentos que lo contienen.

En nuestros días, la considerable frecuencia del exceso de colesterol en la sangre está favorecida por el sedentarismo y los errores alimentarios, aunque también existe un componente de herencia familiar.

Tener niveles altos de colesterol implica el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. El colesterol se deposita en las paredes de los vasos sanguíneos impidiendo que la sangre circule con facilidad y haciendo que pierdan elasticidad.

El régimen es indispensable y es necesaria una restricción muy importante de todas las grasas de origen animal (yemas de huevo, cerdo, cerebro, hígado, cordero, etc). Se recomienda una dieta rica en hidratos de carbono y fibra (sustancia presente solo en los vegetales), aceite de oliva, pescados (tanto blancos como azules) y con las calorías justas para mantener el peso ideal.

Cuando no se consigue normalizar los niveles de colesterol mediante la propia dieta hay que recurrir a los fármacos. Aunque estés realizando un tratamiento prescrito por tu médico, las hierbas te ayudarán.

Puedes realizar la siguiente mezcla de plantas en las proporciones que te doy y tomar en infusión (2 al día) preparando con una cucharada sopera de la mezcla de hierbas secas para un vaso de agua. Te ayudará a normalizar tus niveles:

30% de Alcachofera:
Consigue movilizar el colesterol, evitando que se deposite en los vasos sanguíneos y acelerando su eliminación.

20% de Boldo:
Tiene un efecto activador de la función hepática, que logra también movilizar el colesterol.

20% de Fumaria:
Sus principales funciones, reconocidas desde antiguo, son la diurética y depurativa. Ayuda a eliminar del organismo los productos de desecho y, entre ellos, el exceso de colesterol.

20% de Regaliz:
Se trata de un edulcorante natural que endulzará la infusión, sin ninguna caloría añadida. Resulta útil porque, frecuentemente, el colesterol se acompaña de obesidad.

10% de Hinojo:
Su función es la de corregir el mal sabor que pueda tener la infusión. Además es diurética y colaborará con la fumaria para eliminar de organismo el posible exceso de colesterol.


Read more...

INFUSIÓN PARA REDUCIR EL COLESTEROL

 

Todos aquellos que luchan contra el colesterol desde al menos hace diez o doce años, han tenido que escuchar todo tipo de sentencias contradictorias o incongruentes sobre los alimentos que supuestamente elevaban el colesterol. Un ejemplo: no mucho tiempo atrás se prohibía al enfermo el consumo de aceite de oliva, cuando hoy es reconocido como una de las mejores grasas para mantener los niveles de colesterol bajos.
 
Por otra parte, los comprimidos farmacéuticos para reducir el colesterol tienen un efecto espectacular y son de innegable valor en situaciones de urgencia en las que no hay tiempo para esperar resultados con un cambio en la dieta. Sin embargo, se trata de específicos a corto plazo y nunca de verdaderas panaceas milagrosas. La reducción del colesterolpasa indefectiblemente por una remodelación de los hábitos alimenticios junto con la ayuda de hierbas medicinales y los vegetales curativos que por fortuna la naturaleza nos ofrece en gran cantidad.
 
Se trata de una disfunción que requerirá un tratamiento prolongado con hierbas que estimulen el organismo a bajar su nivel de colesterol, por lo que alternaremos cíclicamente (cada 10 ó 12 días en este caso) una de estas infusiones combinadas, de las que tomaremos tres tazas diarias:
 
A - Hojas de alcachofa 25% + menta 25% + grama 50%
 
B - Diente de león 50% + apio 25% + hojas de achicoria 25%
 
C - Amor de hortelano + boldo + espino blanco, a partes iguales.
 
 
 

Read more...

lunes, 21 de julio de 2014

SOLUCIÓN PARA LOS HONGOS EN LAS UÑAS

 
Las infecciones por hongos en las uñas parece una cosa muy simple, pero no lo es tanto ya que se puede contagiar de una persona a otras, y en caso de no ser atendida derivará en lesiones más graves.
 
La infección por hongos en la uñas se denomina onicomicosis. En su aparición, localizada en mayor medida en las uñas de los pies, influyen factores generales como aquellas enfermedades sistémicas que hacen disminuir la inmunovigilancia, y factores locales como la humedad o las distrófias de las uñas por diferentes motivos (edad, psoriasis, liquen, etc).
 
Hay un tratamiento natural que funciona muy bien para eliminar estos hongos: El aceite esencial del árbol del té posee un efecto antiséptico triple, actúa contra las bacterias, hongos y virus es, además, bactericida, fungicida, antivírico, cicatrizante, antiinflamatorio, desodorante, expectorante y balsámico. Las propiedades antisépticas, fungicidas y anti-acnéicas están aceptadas y reconocidas por el departamento de sanidad Australiano.
 
Para aplicarlo, debes mezclarlo a partes iguales con aceite de oliva virgen puro extra, y aplicar la mezcla en toda la uña, todo lo que puedas introducir debajo de ésta y en los pliegues de la piel. Debes hacerlo como mínimo una vez al día, si es posible dos.
 
El aceite de oliva suaviza las cutículas y las alimenta con la mayoría de los nutrientes necesarios. Tiene propiedades anti-bacterianas y anti-oxidantes que son cruciales para las uñas sanas. También fortalece las uñas quebradizas. El aceite de oliva ayuda en la curación de la infección de la uña y evita la inflamación si la hay. Científicamente se conoce como Olea Europaea.
 
Los tratamientos antimicóticos no son rápidos, tienes que ser perseverante con este remedio, pero verás como en un mes ya habrás notado una gran mejoría. Es conveniente que cuando desaparezca, continúes con el tratamiento una semana más, para asegurar la cura. Y recuerda que los hongos no se producen por falta de higiene, sino que en la mayoría de los casos sucede por exceso de humedad o por contagio.



Read more...

PLANTAS AFRODISÍACAS PARA AUMENTAR EL DESEO SEXUAL

 
Para paliar la falta de deseo sexual y desde los lugares más alejados del mundo llegan a los herbolarios occidentales todo tipo de remedios legendarios, comercializados en forma de tabletas, polvo o tinturas. Aquí tienes algunos de los más efectivos:
 
1.- MACA (lepidium meyenii):
 
Planta herbácea procedente de los Andes peruanos que contiene cantidades significativas de aminoácidos, carbohidratos complejos, vitaminas B1, B2, B123, C y E, así como minerales incluyendo, calcio, fósforo, zinc, magnesio y hierro. Se ha utilizado tradicionalmente como afrodisíaco para hombres y mujeres. Aumenta el volumen de esperma, combate la impotencia masculina y los desequilibrios menstruales femeninos, incluidos los producidos durante la menopausia.
 
2.- GINSENG (Eleuterococo):
 
El ginseng siberiano ayuda a combatir el estrés y potenciar la función inmunológica así como a aumentar la potencia sexual. Más indicado para hombres que para mujeres, pues refuerza el sistema reproductivo masculino.
 
3.- DONG QUAI (Angélica Sinensis):
 
Fortalece el sistema reproductivo femenino y regula los niveles hormonales de estrógenos.
 
4.- ASHWAGANDHA (Withania somnífera):
 
Conocida en la India como el "cerezo de invierno", es un tónico general reconstituyente de la sexualidad.
 
5.- HO SHOU WU (polygonun multiflorum):
 
Nombre que en chino quiere decir "tiene el pelo negro", y su poder para favorecer la longevidad y vitalizar el deseo sexual es legendario. Se halla en herbolarios chinos en estado líquido.
 
6.- GINGKO BILOBA:
 
Mejora la circulación sanguínea en general y la genital en particular por lo que actúa benéficamente sobre la impotencia masculina.
 
No olvides que desde la más remota antigüedad se ha conocido la influencia de los cinco sentidos en el juego amoroso. Es imprescindible estimular los sentidos para despertar la libido. Tanto griegos como romanos ambientaban sus orgias con inciensos aromáticos, música excitante y bellos cuerpos de bailarines que estimulaban la vista, todo ello acompañado de exquisitos manjares para potenciar el gusto, sin olvidar el poder infalible del tacto a la hora de exacerbar las zonas erógenas.
 
 

Read more...

ESTREÑIMIENTO, PLANTAS PARA INFUSIONES LAXANTES


Se trata de un problema muy común en nuestra sociedad, causado por un tránsito intestinal lento, que espacia las defecaciones. El estreñimiento se define como la evacuación de heces excesivamente secas. escasas e infrecuentes (menos de una vez cada dos días).
 
Son muchos los factores que intervienen en la aparición del estreñimiento, pero entre los más importantes figuran los errores de alimentación.
 
La falta de evacuación de los restos de la digestión produce, con el tiempo, una autointoxicación del organismo, cuyos síntomas (gases, malestar abdominal, falta de apetito, dolor de cabeza, mal humor, sensación de cansancio, etc.) a veces llegan a considerarse más molestos que el propio estreñimiento en sí.
 
La mezcla de plantas medicinales que te doy tienen una acción eficaz, facilitando la evacuación, pero suave porque no irrita la mucosa intestinal. Para conseguir solucionar el problema hay que reeducar el intestino hacía la evacuación diaria, no demorando nunca la necesidad cuando ésta aparece. Se recomienda una alimentación rica en fibra (verduras, ensaladas crudas y fruta fresca), una buena masticación y beber bastante agua (mejor en ayunas y una hora antes de cada comida). También es beneficioso hacer un poco de ejercicio diariamente.
 
La preparación de las hierbas es fácil. Una cucharada sopera de hierbas para un vaso de agua, en infusión durante 10 minutos. Tómala dos veces al día, mañana y noche, caliente, a sorbos lentamente. Si deseas azucarar, ponle miel o sacarina.
 
25% de Frángula:
Planta que puede usarse como laxante e incluso como purgante si aumentamos su dosis. Actúa con cierta persistencia durante varios días, su acción perdura en el intestino.
 
25% de Sen:
El efecto laxante se produce porque irrita un poco la pared del intestino, de manera que activa sus movimientos y se acelera el tránsito del contenido intestinal.
 
15% de Pasiflora:
Tiene una acción relajante sobre la musculatura intestinal, así como protectora de su mucosa. Normalmente este tipo de plantas acostumbran a acompañar a los laxantes irritantes (como la frángula y el sen) para regular las contracciones que aquellas producen en el intestino y proteger su mucosa.

15% de Malva:
Se trata también de un laxante, pero con un mecanismo de acción más suave. En su composición existen mucílagos que absorben todo el agua intestinal, de manera que aumenta el volumen del bolo fecal y presiona las paredes del intestino favoreciendo su deslizamiento.
 
20% de Menta:
Dará buen sabor a la infusión. He elegido la menta porque ayudará a la pasiflora en su acción relajante de la musculatura y protectora de la mucosa.




 

Read more...

domingo, 20 de julio de 2014

EL LAUREL PLANTA MÁGICA Y MEDICINAL


Las hojas y el fruto de Laurus nobilis, el laurel, aún son muy usadas como hierba culinaria y como remedio medicinal.
 
Esta planta de hoja perenne de la familia de las laureáceas, que es oriunda de la región mediterránea, no se menciona por su nombre en la Biblia. Es éste un hecho que no deja de sorprender, pues los antiguos israelitas sazonaban su comida con hierbas y especias, y es seguro que estaban familiarizados con las hojas de laurel.

 

Posiblemente el laurel sea el árbol al que se refiera el Salmo cuando dice:
 
“Extenderse como árbol vigoroso” (Salmos 37, 35).
 
Es interesante señalar que la Biblia de Casiodoro de Reina si menciona el laurel, y traduce así éste versículo:
 
“… y que se extendía como laurel verde”.


Nos encontramos ante un árbol de follaje persistente, de color verde oscuro, con tendencia a formar tupidos matorrales y que puede alcanzar hasta 10 metros de altura. Su tronco es duro, robusto; sus flores pequeñas y verdosas; sus frutos, de color azul negro.

El laurel es de ascendencia divina: era el árbol consagrado a Apolo, dios de las Artes y del Sol. En la antigüedad, para los romanos era el símbolo de la más alta distinción honorífica: con sus hojas se ceñía la frente de los cónsules victoriosos, de los orgullosos emperadores, de los héroes valerosos. Más tarde se hizo lo mismo con los poetas.


La palabra “laureado” viene de laurel; así era coronado aquel quehabía  terminado un determinado ciclo de estudios.

Apolo, el galán que cortejaba a la ninfa Dafne, al comprobar su fracaso, le dijo entonces:
“Si no puedes ser mi amante, me serás consagrada eternamente. Tus hojas estarán siempre verdes y con ellas me coronaré”.

Así se consiguió que la ninfa Dafne y el laurel pasaran a ser una misma cosa y se consagrara éste árbol de hoja perenne al dios Apolo.

 
La Pitia (sacerdotisa de Apolo) estaba encargada de entregar la respuesta de los dioses a aquellos que consultaban el famoso oráculo de Delfos. Antes de recibir la inspiración sacudía un laurel que crecía cerca y a veces masticaba las hojas con las cuales aparecía coronada. Se decía que la rama del laurel confería a los profetas la facultad de ver lo que estaba oscuro, y se creía que el árbol tenía la propiedad de producir un sueño de visiones.


John Evelyn dice:
“Los profetas y adivinos durmiendo sobre las ramas o lechos de las hojas, hallaban que el laurel estimulaba grandemente la fantasía y facilitaba seguras visiones y que lo primero era especialmente eficaz para inspirar el estro o entusiasmo poético”.

 
Desde tiempos de la Roma antigua se creía que éste árbol poseía poder para proteger contra golpes de relámpago, enfermedades, brujas, el diablo y la mala suerte.


   Cuando todos los laureles de un país se secan, es presagio de que el rey de aquel lugar morirá pronto. Es de mala suerte quemar madera de un laurel.

 Dice Dioscórides:

"Del laurel ay una especie que haze la hoja estrecha: y otra que la produze ancha; mas entrambastienen virtud de calentar y ablandar. Por donde su cocimiento, si se sientan sobre el, es muy util a las passiones de la madre, y de la vexiga. Sus hojas verdes, ligeramente constriñen: las quales majadas y puestas en forma de emplastro, valen contra las puncturas de las abispas, y abejas. Bevidas enternecen el estomago, y le provocan a vomito. Las vayas tienen mas fuerça de calentar, que las hojas (...) valen contra todos los humores que destilan al pecho. Instílase cómodamente su çumo como vino añejo, y azeyte rosado, contra la difficultad del oyr, y contra los dolores de los oydos. Mezclanse en laas medicinas que mitigan cansancio. La corteza de la rayz rompe la piedra".

 

"Consagraron los antiguos el laurel al dios Apolo: e con el se coronavan en los tiempos passados, todos los Emperadores de Roma: para el qual effecto (segun cuentan las romanas historias) un aguila enbiada de Iupiter, dexo caer en el regaço de Drusila, muger de Augusto, una gallina muy blanca: la cual llevaba en el pico un ramillo de laurel cargado de vayas muy olorosas. Coronavan tambien con laurel antiguamente a todos los vencedores: e como el olivo era señal de paz, ansi siempre el laurel significaba victoria. Todos los escriptores confirman, que el laurel jamas fue, ni puede ser, sacudido de rayo: por donde Tiberio Cesar, siempre que sentia tronar, se ponia en la cabeça una guirnalda Laurina: dado que en nuestros dias el año 1539, aqui en Roma se vio la contraria experientia, quando en el palatio del Duque de Castro, cayo un impetuosisimo rayo, e quebranto un muy hermoso laurel, lo cual se tuvo por muy infeliz agüero".

 
En nuestros días, el laurel ya no se ve en la frente de los poetas y de los todopoderosos, sino en los guisos, donde desempeña un papel de primera magnitud. En las zonas rurales, el laurel se utiliza para ahumar los jamones. No olvidemos tampoco que el laurel es un excelente antiséptico; antaño, en las épocas de las grandes epidemias, se quemaba laurel para alejar las miasmas circundantes. El laurel posee las virtudes del tomillo, de la salvia y del romero.
 

El laurel es aperitivo, eupéptico (facilita la digestión) y carminativo (elimina los gases del conducto digestivo). Conviene pues a los inapetentes y a los que padecen digestiones difíciles o pesadas. Es suavemente diurético, emenagogo (estimula la menstruación) y regulador del ciclo menstrual.
 
Aplicado externamente es muy efectivo como antirreumático y antiinflamatorio. El aceite de laurel y el bálsamo que se prepara con sus hojas se utilizan en fricciones para aliviar tortícolis, lumbalgias, ciáticas, torceduras de tobillos y otros dolores de huesos y músculos.
 
El aceite de laurel se prepara dejando macerar durante 10 días al sol 30 g. de hojas de laurel en un litro de aceite de oliva.
 
Para preparar el bálsamo antirreumático, se machacan 100 gramas de bayas de laurel y se hierven durante 10 minutos en un poco menos de medio litro de agua. Después se exprimen con un paño. Cuando se enfrían queda una capa de grasa flotando. Este es el bálsamo con el luego masajearemos las zonas doloridas. Lógicamente, este preparado no es comestible, las bayas del laurel son tóxicas para consumirlas.
 
El laurel se utiliza en dosis homeopáticas contra la tos, las palpitaciones, los dolores de estómago, los vómitos.
 



Read more...

SALVIA OFFICINALIS Y LIMÓN PARA DEPRESIÓN Y ANSIEDAD

 
 
En la medicina tradicional china la infusión de salvia officinalis, es considerada una bebida "yin", capaz de clamar y, al mismo tiempo, restaurar el sistema nervioso. Por esta razón, se utiliza con muy buenos resultados en tratamientos de las depresiones leves o de los cuadros de sensibilidad.
 
Para preparar esta infusión necesitas 1 cucharada de salvia officinalis, el zumo de medio limón y una cucharada de miel de Lavanda.
 
Añade la salvia a una taza de agua hirviendo, deja que repose cinco minutos y filtra. Cuando se haya entibiado, agrega el zumo y la miel.
 
Toma esta infusión dos veces al día. Si te sientes desganado, hazlo antes de las comidas principales.
 
Esta misma infusión, endulzada con miel de romero, activa las funciones del cerebro, siendo un buen remedio para estudiantes que deseen estimular su memoria y nivel de concentración.
 
 
 
 

Read more...

jueves, 17 de julio de 2014

PLANTAS PARA EL INSOMNIO

 

El sueño es un proceso necesario para cualquier persona, pues no solo supone un descanso físico, sino que también es un reposo psíquico.
 
El insomnio puede padecerse de muchas maneras: problemas para conciliar el sueño, despertarse muchas veces durante la noche y no conseguir volver a dormirse, sufrir frecuentes pesadillas, etc. El paciente tiene la sensación de que no duerme cuando lo desea, ni tanto como quisiera. Puede tener muchas causas y variar en severidad de un paciente a otro.
 
En insomnios de corta duración (no más de tres semanas) las causas más frecuentes son el estrés (muy frecuente en nuestros días), un examen, la pérdida de un ser querido, dolor, algún estimulante como lo es el café, etc.
 

Insomnios de más duración deben consultarse al médico.
 

La mezcla de plantas que te doy a continuación están formuladas para disminuir la ansiedad del paciente y como una ayuda para instaurar unos hábitos de sueños regulares. Además es conveniente acostumbrarse a seguir un horario regular para acostarse y despertarse, evitar leer o permanecer en la cama si el sueño no aparece en 30 minutos y prácticar algún ejercicio físico regularmente. La infusión producirá un sueño totalmente similar al fisiológico, sin consecuencias a la mañana siguiente (no estar "atontado" , ni mareado, ni cansado...).
 

La dosis es una cucharada sopera para un vaso de agua, en infúsión durante diez minutos. Tómala una hora antes de acostarte, caliente, lentamente, a sorbos.
 

30% de Pasiflora:
Sedante que además relaja la musculación. Predispone para un sueño natural, con un despertar rápido y completo.


30% de Tila:
Reduce la tensión nerviosa que se va acumulando a lo largo del día, facilitando así la llegada del sueño.


15% de Valeriana:
Se trata de un equilibrador del sistema nervioso, sea cual sea su alteración, indicada sobretodo en los estados de excitación nerviosa que impiden llegar a conciliar el sueño.


15% de Melisa:
Dará un buen sabor a la infusión. Si es lo suficientemente agradable de beber, puede considerarse el momento de tomarla como un placer ya de por sí, relajante.


10% de Amapola:
Sus pétalos teñiran la infusión de un bonito color, al mismo tiempo que sus propiedades sedantes facilitarán un sueño apacible.



Read more...

PLANTAS PARA LA HIPERTENSIÓN


Sabemos que la tensión normal varía con la edad. En un joven de 20 años, por ejemplo, debería ser 120. En un hombre de unos cincuenta años, 150. ¿Como se manifiesta una tensión elevada o hipertensión? En otros términos, ¿Cuáles son sus signos?
 
Por lo general se presentan vértigos, insomnios, trastornos visuales, palpitaciones cardíacas, hormigueo en las manos, hemorragias nasales, mala digestión, etc.
 
Es evidente que el hipertenso debe consultar enseguida a su médico, ya que únicamente él puede no sólo evaluar la hipertensión, sino también calcular la diferencia entre tensión máxima y mínima, una diferencia de gran importancia.
 
Señalemos de inmediato que los enemigos tradicionales de la tensión son las grasas, el tabaco, etc. El hipertenso deberá cuidar especialmente sus funciones intestinales, evitar el estreñimiento, y además, ajustarse a una cierta sobriedad alimenticia, sin exagerar nunca la absorción de vinos y alcohol. También debería descansar, o aprender a hacerlo mejor.
 
Fitoterapia
 
El espino blanco o majuelo, “vecino botánico del peral, del manzano y del membrillo”, como escribía Lieutaghi, está prácticamente indicado para combatir la hipertensión. Entre otros, su infusión (una cucharada de sopa de flores secas en una taza de agua hirviendo, dos o tres veces diarias durante tres semanas por mes) es muy agradable.
 
También está indicado el ajo: macerar una parte en cinco partes de alcohol y tomar 20 a 30 gotas antes de las principales comidas. Por prudencia, se recomienda seguir este tratamiento bajo control médico.
 
Además del majuelo y el ajo, pueden recomendarse las plantas siguientes:
 
El carraspique, el enebro, la malva, el perejil y el saúco negro.



 

Read more...

SALVIA OFFICINALIS PARA LA MENOPAUSIA




La menopausia o “edad crítica”, según se quiera llamar, es el paso entre la edad adulta, en que la mujer ovula y el estado de presenilidad. Que la regla se retire es el síntoma más evidente del climaterio. Pero sería un error creer que este coincide con la menopausia ya que comienza mucho antes que ella, cubriendo así un lapso que puede durar entre 8 y 10 años.

La edad promedio del comienzo de la menopausia se sitúa alrededor de los 48 años o más exactamente entre los 48 y 50. Cuando se manifiestan los primero síntomas hacía los 35 años, se habla de menopausia precoz. Es prematura si se manifiesta hacía los 40 años. Pero si solo comienza a manifestarse hacía los 55 años, se trata entonces de la menopausia retardada. Aproximadamente el 10% de las mujeres viven su menopausia hacía esa edad.

Para aliviar los trastornos suscitados por la menopausia, en fitoterapia se reconoce a la salvia como una planta verdaderamente eficaz para regularizar el flujo menstrual y calmar las reacciones dolorosas que provoca.

El modo más habitual de tomarla es infusión, (una cucharadita de hierba seca para una taza de agua hirviendo) aunque también se pueden tomar 20 gotas de extracto o comprimidos 2 veces al día.

Complementar el tratamiento con aceite de Onagra, sería excelente.

Otra planta aliada en los trastornos de la menopausia es la cola de caballo por su gran contenido en sílice, ya que la osteoporosis empezará a hacer su aparición en esta fase de la vida de las mujeres.





Read more...

LAS ROSAS, PLANTA MÁGICA Y MEDICINAL

 

En su libro, El Poder Secreto de las Plantas, Carmen Pérez de la Hiz, iniciada y gran conocedora de la energía griálica de las plantas, dice de las rosas:

El Poder oculto de las rosas es tan extraordinario que los antiguos iniciados la consideraron sagrada, ya que encierra el arcano más grandioso de todas las plantas.

 
Los Caballeros de la Tabla Redonda – al igual que todos los auténticos buscadores del Santo Grial – colocaban en el centro de su mítica mesa una rosa, como representación del Grial.
 
 
Los antiguos alquimistas, iniciados en sus misterios, la consideraron su flor sapientum, gracias a la cual se obtienen la transmutación y el elixir de la longevidad, pues en su esencia griálica está la energía de la vida y del renacimiento, la energía del Amor que mueve el mundo.

 
El poder de las rosas activa la fuente del amor, la juventud y la belleza que se encuentra en el chakra cardíaco.

Las rosas son amor y por ello dirigen su acción curativa y su poder a ese centro griálico que conocemos como chakra cardíaco – situado en el centro del pecho – pues en este importantísimo chakra es donde el corazón espiritual y el físico se unen.

 
El poder secreto de las rosas fue confirmado por unos experimentos realizados por el doctor Yurchenko, los cuales desembocan en la conclusión de que la cercanía de ciertas plantas, entre ellas la rosa, ejercen efectos curativos sobre las personas.
 
Aunque las rosas cultivadas son las más conocidas y valoradas, no hay que desdeñar el rosal silvestre de nuestros campos, también llamado rosal perruno, escaramujo, agavanzo. Sus hojas y flores se utilizaron como amuleto contra las tormentas en el valle de Benasque (Huesca) y otras zonas pirenaicas, en la creencia de que el rosal está bendecido desde que guareció a la Sagrada Familia durante una tempestad o (según otras versiones) le sirvió de cobijo y escondite durante la persecución decretada por el rey Herodes. Nos dice Ramón Violant que tanta fe tenían en este arbusto los ribagorzanos y los pallareses que pastores y caminantes, cuando se acercaba una tormenta, cogían una ramita del rosal mágico y se la clavaban en la gorra o en el paraguas, seguros de que les preservaría del rayo. Igualmente creían que si durante la noche de San Juan una moza se peinaba debajo de uno de estos rosales, los pelos que se cayeran debía depositarlos encima de un tallo de rosal. Cuando creciera la rama, también le crecerían a ella los cabellos, muy rizados y hermosos.

 
Los antiguos la llamaban rosa canina, porque creían que su jugo protegía de las mordeduras de perros. Originariamente, tenía cinco pétalos blancos o levemente rosados. Ésta es la que hoy crece en las matas espinosas de las zanjas. Al lado de esos rosales salvajes abundan los rosales cultivados con artísticas y “artificiales” rosas de diferentes tamaños y colores.

Discuten los eruditos para determinar cuando nació la primera rosa de muchos pétalos; quizá fuera en China, en tiempos de Confucio, o quizá en Persia, en el siglo VI a. C. Para los chinos simboliza la juventud y el deseo de mantenerla a lo largo del tiempo, ya que era la “flor de las cuatro estaciones del año”.

Herodoto describe rosas de sesenta pétalos que crecían en los jardines del legendario rey de Frigia llamado Midas, ese que según Dionisio convertía en oro todo cuanto tocase.

Plinio el Viejo cita hasta doce variedades de rosas que ya existían en su época.
 
Las rosas que se mencionan en los libros Apócrifos son probablemente las auténticas rosas del género Rosa, de la familia de las rosáceas. En el pasaje en que Jesús de Sirá proclama la gloria de la sabiduría, posiblemente se refería al mismo rosal:

Como cedro del Líbano crecí,
Como ciprés de los montes del Hermón.
Crecí como palma de Engandí,
Como rosal de Jericó.
 
(Eclesiástico 24, 17-18)
 
Oídme, hijos piadosos, y floreceréis
Como rosal que crece junto al arroyo.
 
(Eclesiástico 39, 17)
 
Alrededor de Jericó había viveros de rosales donde podían encontrarse las más hermosas rosas. El rosal de Media y Persia fue introducido en Palestina, después del cautiverio de babilonia, aproximadamente en el 560 a. C. La planta que actualmente se conoce como “rosa de Jericó” no pertenece al género Rosa, se trata de la Anastatica hierochuntica, de la familia de las crucíferas. Esta es una planta baja del desierto, con ramas que se doblan unas sobre otras, de tal modo que todo el arbusto tiene la apariencia de una bola. En otoño, las ramas se secan y el tronco puede ser quebrado por el viento, que hace rodar la bola de ramas de un lado a otro.


Los griegos consagraron la rosa a la diosa Venus.
 
Safo, la poetisa de Lesbos, la llamó “reina de las flores”.
 
Epicuro, el gran filósofo que fundó una escuela propia llamada El Jardín y que consideraba el placer como único objetivo de la vida, cultivaba rosas en su huerto de Atenas, porque pensaba que coger una rosa fresca al amanecer era una de las grandes alegrías de la vida.
 
En sus días de esplendor, la reina Cleopatra la hizo cultivar en todo Egipto y como era tan sibarita recibía a sus amantes tendida en un lecho de olorosos pétalos de rosas.
 
Como hecho curioso citar la costumbre, que se remonta a la época de las guerras entre griegos y persas, de colgar una rosa en el techo cuando un grupo se reunía en secreto para urdir una conspiración. Ello significaba que nada de lo que se dijera sub rosa podía revelarse a extraños. El rosetón de yeso del que cuelgan las modernas lámparas es un recuerdo de aquella costumbre.

 
En su libro Historia Mágica de las Flores, Jesús Callejo nos cuenta infinidad de historias relacionadas con las rosas:
 
Muy espinosas fueron para Inglaterra dos rosas en la segunda mitad del siglo XV: la rosa roja, emblema de la casa de Lancaster, y la blanca, símbolo de la de York, que se disputaron el trono durante la larga guerra llamada, precisamente, de las Dos Rosas.

 
Los hechos ocurrieron así. En el año 1455, las casas de Lancaster y York, entablaron una lucha por el trono que debía durar 30 años. El duque de Lancaster llevaba como distintivo una rosa roja en su estandarte y su hermano adoptó una rosa blanca como emblema de la casa de York. En el año 1486 Enrique VII, fundador de la dinastía Tudor (un Lancaster), se casó con la princesa Isabel de York, poniendo punto final a la contienda y unificando las dos casas y quiso que una rosa apareciera en el escudo de los reyes de Inglaterra como símbolo de paz.

 
Su origen mitológico es confuso. Se dice que la diosa Cibeles la creó para vengarse de Afrodita pues sólo la belleza de la rosa podía competir con la diosa del amor. Su perfume y su hermosura simbolizan el amor y sus espinas, las heridas que el amor puede causar a aquel que no hace buen uso de él.

 
Otra leyenda romana nos dice que Baco, el dios del vino y las vendimias, perseguía a una ninfa a la que sólo logró alcanzar al enredarse con una zarza. Cuando el dios se dio a conocer, la ninfa se sonrojó y Baco orgulloso por su hazaña, tocó el zarzal con su varilla y le ordenó que se engalanara con flores del mismo color que las mejillas de la ninfa, es decir, encarnadas, y así nacieron los rosales repletos de espinas.
 
La pasión por las rosas continuó hasta el final del imperio romano. Cuando el cristianismo acabó triunfando estas rosas de Venus empezaron a ser mal vistas, aunque no por mucho tiempo. Pronto corrió el rumor de que algunas rosas milagrosas brotaban en tumbas de santas doncellas, que aparecían en canastos de pan o en la cabeza de una estatua de la Virgen. Se dijo que la rosa blanca se había vuelto roja por la sangre de Cristo y la propia María, fuente de vida y de salvación, se identificó con la rosa que oculta entre sus pétalos cerrados el misterio de la vida. En el año 1208, las plegarias de Santo Domingo se llamaron rosario y este artículo religioso se dedicó a la madre de Dios (incluso algunas leyendas hacen remontar el origen del rosario a una revelación de la Virgen hecha a Santo Domingo.

 
Una leyenda islámica cuenta que la rosa blanca había nacido del sudor de Mahoma después de su ascenso a la montaña sagrada, y los jardines de los sultanes y califas estaban llenos de ellas.
 
Son muchísimos los milagros en los que las rosas son las protagonistas.
 
En el año 1531, una entidad luminosa y femenina se apareció al indio Juan Diego en el cerro del Tepeyac, cerca de la antigua Tenochtitlán, en el actual México. Contó su versión de los hechos a los amigos y parientes y nadie le creyó. Tuvo que esperar a una cuarta aparición para que este ser de luz (al que más tarde se identificaría como la Virgen de Guadalupe o la Guadalupana) diese al indio un ramo de rosas inexistentes por aquellas zonas (además era invierno) para que las entregara al entonces obispo de México, el vasco fray Juan de Zumárraga. El indio Juan Diego hizo caso de las palabras de la Señora de luz (vestida con un manto azul), que le dijo “Sube a lo más alto de la colina y corta las flores que crecen allí. Traémelas.”

 
Y así lo hizo. Las cortó. Eran hermosas y además advirtió que estaban bañadas por el rocío del verano, sin que la escarcha las hubiera tocado. Una vez recogidas las envolvió en su tilma (una especie de rústico poncho o manto elaborado de fibra vegetal) y se las llevó para que las viera primero la Santa Madre. “Hijito, ésta es la señal que envío al obispo –dice la leyenda que le explicó-. Dile que con ésta señal le pido que se esfuerce todo lo que pueda por terminar la iglesia que quiero en este lugar. No muestres estas flores nada más que al obispo. Eres mi embajador de confianza. Esta vez el obispo creerá todo lo que le digas.”
 
Cuando llegó el momento de mostrarle al obispo, las rosas en flor habían desaparecido dejando en su lugar una imagen estampada de la propia Virgen de cuerpo entero, una imagen que ha dejado estupefactos a los investigadores y científicos actuales, que no alcanzan a comprender como se pudo haber impreso en el tejido, cuando se sabe que para su elaboración no se ha encontrado ninguna muestra de pintura, por no hablar de las figuras que aparecen en sus ojos entreabiertos…

 
Y las rosas son las protagonistas de otros sucesos y acontecimientos sobrenaturales y milagrosos directamente relacionados con la Virgen. Incluso existe una advocación que se llama precisamente así, Nuestra Señora de las Rosas, venerada entre otros lugares, en Abalos, en la Rioja alta, a orillas del río Ebro. La leyenda nos cuenta, para justificar dicho hombre, que un joven pastor, mudo de nacimiento, cuidaba un día de enero (de siglo y año imprecisos) su rebaño de ovejas. De repente, los animales corrieron hacia un prado donde se detuvieron nada más llegar a un punto exacto. El pastorcito, al entrar en el prado, percibió de inmediato una extraña e intensa fragancia. Entonces vio una solitaria rosa roja que lógicamente llamaba la atención en medio del desolador y árido paraje. El muchacho fue a arrancarla y al hacerlo la flor comenzó a hablar. Exactamente nos dice la leyenda “soltándosele el habla”. No sabemos que palabras utilizó la flor, pero el muchacho, sorprendido, corrió al pueblo con la rosa en la mano para mostrar a sus padres lo que había sucedido. Una vez que la noticia corrió como un relámpago, no solo por el pueblo sino por las localidades cercanas, una comitiva encabezada por el sacerdote se puso en marcha hacia el lugar de la aparición de la rosa y allí mismo empezaron a excavar. Efectivamente, tal y como habían creído, la rosa no era más que una señal indicadora del lugar donde habría que encontrar algo mucho más importante: la imagen de Nuestra Señora de la Rosa.

 
En Bermeo (Vizcaya) se ubica la iglesia románica de Santa Eufemia, donde se adora a la Virgen de la Rosa, cuyo culto tiene una curiosa peculiaridad: postran a los pies de esta imagen a los niños que padecen una mal de piel llamado “arrosa”. Los demás enfermos pueden curar también sus dolencias si tocan con una prenda la parte de la imagen correspondiente a su miembro lesionado y luego dejan dicha prenda a los pies de la Virgen.
 
En las apariciones de la Salette, en 1846, la Virgen se presenta ante los niños pastores Melania y Maximino con un aspecto resplandeciente. Llevaba un vestido de un blanco luminoso tachonado de perlas, con una corona de rosas alrededor de su tocado de diferentes colores en la cabeza de la cual salían “ramos de oro de luz brillante” que no dañaba la vista de los niños. Además, en la punta de las zapatillas también tenía rosas.

 
Hay otras historias que relacionan a las rosas con las santas. Por poner sólo un ejemplo de los muchos que existen, el de Santa Casilda, posiblemente el más popular de toda la provincia de Burgos. Uno de los milagros de la santa, ocurrió a mediados del siglo XI, cuando en Toledo reinaba el moro Al-Mamun, padre de Santa Casilda, allá por el año 1043. Casilda bajaba a las mazmorras de su padre con panes y alimentos escondidos en el delantal para dárselos a los cautivos que pasaban largas temporadas en sus lóbregas y húmedas celdas. No sólo les daba alimento sino también consuelo y conversación. En fin, un raudal de ternura para aquellos desesperados prisioneros cristianos que la consideraban un ángel. Los rumores empezaron a extenderse ante la soldadesca árabe y su padre, Al-Mamun, tomó cartas en el asunto. Un día salió al encuentro de su hija y le preguntó que llevaba en el regazo. “Flores, padre”, contestó Casilda, esforzándose en no ser descubierta. El padre, con cierto mosqueo, quiso averiguar si era cierto y la obligó a que mostrase su contenido. Cuando su hija extendió el delantal los panecillos que llevaba se convirtieron en hermosas y aromáticas rosas.


Las rosas también aparecen con mucha frecuencia en la literatura, fuente de inspiración para muchos poetas y escritores:
 
Oscar Wilde las utilizó para expresar sus sentimientos, utilizándola como uno de los signos más universales del amor.
 
Dante opinaba que “las rosas tienen fuerzas curativas no sólo para las enfermedades psíquicas, sino que también son capaces de curar el alma y conquistar la inmortalidad”.
 
Goethe, en su Fausto, supo reflejar el poder oculto de las rosas en la escena en que Mefistófeles, junto a otros diablos, intenta apoderarse del alma del Doctor Fausto. En ese momento surge un grupo de ángeles que llevaban rosas entre sus manos como símbolo de la luz y el amor. Los diablos, al ver y oler las rosas, se retiran despavoridos gritando: “¡Malditas llamas…!” y los ángeles les responden: “Santas llamas, esto es amor”.
 
Ramón Gómez de la Serna escribió: “la rosa no puede ser azul, porque el cielo no admite competencia”.
 
Y por último un poema de Becquer:
 
¿Cómo vive esa rosa que has prendido
junto a tu corazón?
Nunca hasta ahora contemplé en la tierra
sobre el volcán la flor”

 
Casi todas las partes de la rosa han sido utilizadas en hechizos para el amor, encantamientos y transformaciones. Muchos creían (y aún creen) que posee cualidades afrodisíacas.  El aceite de rosa es utilizado en los hechizos para aumentar la valentía.
 
Las guirnaldas de capullos de rosa son utilizadas por muchas brujas modernas para decorar sus árboles de navidad y se dice que pociones mágicas preparadas con los capullos hace que aparezcan visiones del futuro en los sueños.

 
En Alemania se creía que las rosas eran protegidas por duendes y hadas y que a menos que se pidiera permiso antes de cortar una rosa uno corría el riesgo de perder una mano o un pie.
 
La rosa es una de las hierbas tradicionales del Sabat del Equinoccio de primavera y otoño.
 
En Bulgaria, la preparación del fragante aceite de rosas se hace por destilación de rosas frescas en hervideros de agua sobre el fuego. El aceite de rosas es muy buscado para la preparación de los perfumes: aún se utiliza como corrector de sabores en medicina.
 
Unas gotas de esencia de rosas, diluidas en agua y utilizadas habitualmente como ambientador, limpian las vibraciones negativas de las personas, dejando el ambiente espiritualmente tranquilo, mejorando también el buen estado físico y emocional y logrando que las personas difíciles pierdan su negatividad.

 
La esencia empleada como perfume se aplica en los lóbulos de las orejas, las sienes, las palmas de las manos, el chakra cardíaco y la zona de la glándula timo, con ello además de favorecer el atractivo y el magnetismo personal (por algo se considera el perfume mágico del amor) se activan las hormonas rejuvenecedoras, especialmente si se toma conjuntamente en tisana (3 gotas de esencia de rosas por taza de agua: tomarla 3 veces al día, asegurándose de que la esencia es totalmente natural y de uso alimenticio, ojo con “las esencias” sintéticas (químicas) que no son comestibles, ni funcionarán en ninguno de los casos a los que me estoy refiriendo).

 
El rosal silvestre puede encontrarse en toda la península Ibérica y en gran parte de Europa. Se cría en setos o ribazos. También en las laderas, tengan o no arbolado, de tierra baja o en montañas no muy elevadas.
 
Florece ya en mayo, y puede verse aún en el mes de julio, en la montaña. Hay rosales de flores rosas, blancas, rojas, amarillas…

 
Sus pétalos se utilizan terapéuticamente y para ello es conveniente recolectarlos antes de su plena floración y desecarlos al aire. Debe quitarse a cada pétalo la base que lo une a la corola. Luego se extenderán sobre una tela limpia y se removerán a menudo para que se sequen pronto. Por último es aconsejable guardarlos en tarros de cristal.
 
El rosal silvestre contiene vitamina C estable y también las vitaminas A, B y H, así como tanino y aceites esenciales. El valor principal, antiescorbútico, está en el escaramujo.

 
Los escaramujos pueden comerse frescos o bien en sazón, pues así se aprovecha la totalidad de la vitamina C. Con ellos se puede hacer una excelente mermelada añadiéndoles, por lo menos su propio peso en azúcar. Se dice que comiendo escaramujo o frutos enteros con sus granos y sus pelitos se arroja la solitaria.

 
Para las encías débiles o infecciones de boca debe utilizarse la llamada miel rosada que se confecciona a base de un puñado de pétalos machacados que se colocarán en un vaso con un poco de agua hirviendo. A los 10 minutos, se extraerán los pétalos escurriéndolos a través de una tela y exprimiendo todo el zumo posible. Se añadirá una cucharadita de miel antes de tomar el preparado.
 
Para prevenir la halitosis o mal aliento se recurrirá a la siguiente infusión: verter en un litro de agua hirviendo 30g de pétalos de rosa roja, 30g de hojas de albahaca y 50g de bayas de enebro. Cuando se haya enfriado, se filtrará y se verterá en un frasco. Con este preparado se harán enjuagues.
 
Para hacer una agua de toilettes refrescante, verter sobre un litro de vinagre puro 200g de agua de azahar y 30g de pétalos desecados. Filtrar y dejar reposar 8 días. Debe usarse sin exceso porque reseca ligeramente la piel.
 
 
 
 
 
 
 

Read more...

Entrada destacada

RECETARIO BASICO CASERO A BASE DE HIERBAS Y PLANTAS MEDICINALES

  EMPLEO DE LAS PLANTAS MEDICINALES PARA DIVERSAS DOLENCIAS   Las partes de las plantas medicinales que se usan para alivio de di...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

BUSCAR EN ESTE BLOG

  © Todos los derechos reservados Copyright Oficial © Begoña Rojo