PLANTAS MÁGICAS

martes, 15 de julio de 2014

AJO PARA REDUCIR LA HIPERTENSIÓN

 

La hipertensión es un problema tan común que probablemente conoces, al menos, a cuatro o cinco personas a tu alrededor que lo padecen. La hipertensión no se debe confundir con estar súper tenso o estresado (a pesar de que esto es una causa importante), lo que significa es que la presión arterial es demasiado alta.
 

Los manuales de Medicina dicen que, en el 95% de los casos de hipertensión, la causa es desconocida. Pero esto no es cierto, sabemos lo que causa hipertensión y veremos cómo algunos cambios sencillos en tu estilo de vida pueden virtualmente eliminar la hipertensión en el 80% de los casos. La hipertensión arterial es, en la mayoría de los casos, debida a altos niveles de insulina, porque el cuerpo produce demasiada. A medida que aumentan los niveles de insulina, también lo hace la presión arterial.
 
Comprueba los niveles de insulina en ayunas con un análisis médico, debe estar alrededor de 2 ó 3. Si es de 5 o más de 10 estás en grave riesgo de tener la presión arterial alta y otras enfermedades cardiovasculares. Por lo tanto, necesitas trabajar para disminuir el nivel de insulina que, siguiendo unas técnicas sencillas, regulará tus niveles de azúcar en la sangre y que te devolverá a tu presión arterial normal.
 
1. Ejercicio: una buena y eficaz forma de reducir la presión arterial es tener un programa de ejercicio regular. El ejercicio aeróbico como caminar, andar en bicicleta o nadar, junto con un ejercicio de pesas moderado se considera que es lo mejor. Asegúrate de obtener el asesoramiento de un profesional, antes de comenzar cualquier programa y de tener un diseño adaptado a tus necesidades particulares, para evitar problemas y lesiones que pueden ocurrir si haces ejercicio sin control. Idealmente, y para obtener el máximo beneficio, tendrás que hacer ejercicio durante una hora al día cuatro o cinco veces por semana. Empieza despacio y trabaja poco a para llegar a ese nivel.
 
2. Mantente alejado de los alimentos que elevan los niveles de insulina como los azúcares y los cereales. Si sufres de presión arterial alta, colesterol alto u obesidad, mantente alejado de estos alimentos: pan, pasta, cereales, patatas y arroz. Incluso los cereales enteros provocarán un aumento de los niveles de insulina en la sangre. Un alimento ideal para la presión arterial alta que puedes agregar fácilmente a tu dieta es el ajo crudo machacado.
 
El ajo puede suponer en la mayoría de las ocasiones un remedio natural excepcional para la Tensión arterial alta y otras enfermedades cardiovasculares ya que "ataca" estos problemas desde varios ángulos:
 
- El ajo es hipotensor o sea baja la tensión arterial alta (la hipertensión)
 
- Es hipocolesterolemiante o sea ayuda a disminuir los niveles de colesterol y de los triglicéridos. Al mismo tiempo el ajo aumenta, en muchas ocasiones, el colesterol bueno o HDL
 
- Colabora en regular los altos niveles de glucosa o "azúcar" en sangre.
 
- Mejora la elasticidad de las arterias y del corazón, a la vez que los mantiene limpios de grasas ya que la sangre circulante es más fluida gracias a su efecto depurativo.
 
Tanto si tomamos varios ajos crudos o en forma de comprimidos a diario hay que tener en cuenta que no deberían consumirlos aquellas personas que tengan problemas de coagulación sanguínea, tendencia a hemorragias y personas con problemas de estómago, sin consultarlo previamente con su médico.

3. Reducir el nivel de estrés: el estrés es un problema importante en nuestra sociedad. Las cosas siempre hay que hacerlas más rápido y vamos a más, vivir en el siglo XXI es cada vez más estresante, según pasan los días. Maneras eficaces de reducir tus niveles de estrés son: el ejercicio, la meditación, el yoga, hablar con otros y encontrar a una persona o grupo de personas con quien compartir cosas.
 
4. Normalizar tu nivel de vitamina D. Los niveles bajos de vitamina D están vinculados a problemas cardiovasculares y ha quedado claro que el aumento de los niveles de vitamina D puede tener un efecto potente en la restauración de la presión arterial normal. La vitamina D es producida por nuestra piel cuando estamos expuestos al sol. Así que sal a la calle y estate en contacto con la luz natural.
También puedes obtener vitamina D en forma de tabletas como complemento en tu tienda preferida de alimentación natural.
 
5. Equilibra tus Omegas: la mayoría de las dietas de las personas están desequilibradas cuando se trata de Omega 6 y Omega 3, con una proporción general de 25 a 1, que normal- mente debería ser de 1 a 1.
Esto significa que tienes que disminuir la cantidad de aceites vegetales en tu dieta y comer animales de alta calidad que son fuente de Omega 3, el pescado, por ejemplo, o tomar cápsulas de aceite de pescado.
 
Si quieres seguir estas recomendaciones es cosa tuya. Si decides que deseas reducir tu presión arterial de forma natural, seguro que puedes, solo tienes que hacer algunos cambios sencillos en tu estilo de vida. Sin embargo, por favor, consulta con tu médico y no dejes de dejar de tomar tu medicación sin su consentimiento.

 
 
 

0 comentarios:

Entrada destacada

RECETARIO BASICO CASERO A BASE DE HIERBAS Y PLANTAS MEDICINALES

  EMPLEO DE LAS PLANTAS MEDICINALES PARA DIVERSAS DOLENCIAS   Las partes de las plantas medicinales que se usan para alivio de di...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

BUSCAR EN ESTE BLOG

Google+ Followers

  © Todos los derechos reservados Copyright Oficial © Begoña Rojo